El costo de no estudiar una carrera universitaria

3 min de lectura

A diferencia de hace algunas décadas, bastaba con tener el grado de secundaria o preparatoria para conseguir un buen empleo, incluso, era muy peculiar que alguien terminara sus estudios universitarios, algo que hoy es prácticamente obligatorio, pues de no estudiar, te quedarás muy atrás.

En la actualidad, dejar de lado tu preparación puede impactar de forma muy seria en tu desarrollo profesional, por ello queremos hablarte del serio costo que representa:

No estudiar una carrera universitaria significa:

Pérdida de ingresos

Una de las desventajas más importantes que enfrentarás es la disminución de las ganancias económicas en comparación con aquellos que cuentan con una carrera y título universitarios, esto está estrictamente relacionado con las oportunidades de ascenso para ocupar una mejor posición laboral.

 

 

Lee también: Ventajas de estudiar en una universidad privada

 

 

Puedes tener un panorama más claro con la siguiente imagen con base en un estudio realizado previo a la pandemia.

 

 

Carecer de seguro médico

Cuando logras colocarte en una buena posición, existen probabilidades más altas de que adquieras un seguro de gastos médicos mayores, por lo que tendrás mejor atención médica y mayor cobertura de gastos en caso de algún imprevisto.

Más trabajo, menor flexibilidad

A menudo, las personas que no tienen un buen grado de estudios tienen que desempeñarse en trabajos que requieren mayor inversión de tiempo e incluso desgaste físico. De hecho, aún existe mucha gente que solo descansa un día a la semana de manera rolada y que no goza de las vacaciones que su cuerpo requiere para retomar un buen ritmo de trabajo.

Menores oportunidades de recibir un crédito hipotecario

Al generar menores ingresos, también cotizarás una cantidad menor ante el seguro social; esto implicará que cotices mucho menos y tardar mucho más en tener la oportunidad de adquirir un crédito hipotecario.

Menores oportunidades de recibir un crédito bancario

No es un secreto que hay que comprobar ingresos cuando se requiere un préstamo bancario, sobre todo cuando se trata de cantidades fuertes.

Hoy en día, al menos hay que comprobar un salario mensual de 10 mil pesos para adquirir un préstamo “pequeño” (según la imagen anterior, el sueldo de aquellos con preparatoria es de 7 mil pesos) y para ello ya deberás contar con una tarjeta de crédito que exige prácticamente el mismo proceso, gozar de un salario mínimo obligatorio según el monto disponible en el plástico para que esta te sea autorizada.

 

 

Lee también: ¿Qué debo estudiar para conseguir un buen trabajo?

 

 

Consigue tu título universitario en UVG

No pagues las consecuencias de dejar inconclusos tus estudios, acércate a nosotros y permítenos brindarte la información necesaria sobre nuestra oferta educativa; tenemos un modelo completo conformado por áreas, asignaturas y contenido necesario para tu aprendizaje:

  • Administración y negocios
  • Ciencias de la salud
  • Derecho y ciencias sociales
  • Diseño y arquitectura
  • Educación
  • Hospitalidad
  • Ingenierías

Incluso contamos con licenciaturas en modalidad online para que no dejes de lado tus responsabilidades del día a día. Así que podrás aprender a través de una plataforma amigable, a tu ritmo y desde cualquier lugar, en solo 2 o 3 horas semanales y con apoyo de tutores en línea durante el periodo que dure la carrera.

Recuerda que todos nuestros programas académicos cuentan con reconocimiento de Validez Oficial de Estudios (RVOE) ante la SEP, por lo que podrás gozar de tu título universitario sin ningún problema.

¡No te quedes atrás! Te invitamos a descargar y leer nuestro e-book gratuito sobre 5 consejos para volver a estudiar de manera exitosa.

material EBOOK volver a estudiar

 

Escrito por Rodrigo Camarena

¡Únete ahora!

Sé parte de nuestra comunidad y no te pierdas las últimas noticias y consejos para tu formación profesional

¡Solicita más información!
Por favor completa todos los campos
HABLA CON UN ALUMNO HABLA CON UN ASESOR